Presentaciones

En esta página podrás ir viendo las novedades  referidas a la obra de Fernando Manuel Del Toro Plaza, presentaciones y anticipos de obras en curso, etc.

"Optio desnudando a Jesús"





“Optio desnudando a Jesús” es la culminación del primer elemento de la primera parte del Proyecto para la finalización del grupo escultórico procesional del titular de la Hermandad y Cofradía de nazarenos del Santísimo Cristo de la Misericordia en su crucifixión y María Santísima de los Ángeles (Almería), presentado a la citada hermandad y aprobado tanto por su cabildo general como por el Arzobispado de Almería, en diciembre de 2011, y que se sitúa  dentro del siguiente contexto evangélico que refiere la crucifixión y muerte de Jesús, Marcos 15, 23-27 / Lucas 23:26 y 23, 33-34 / Juan 19, 17-20; 19, 23-24 y 19,33-34 / Mateo 27,32-38:
S. Marcos
15:23 Le ofrecieron vino mezclado con mirra, pero él no lo tomó.
15:24 Después lo crucificaron. Los soldados se repartieron sus vestiduras, sorteándolas para ver qué le tocaba a cada uno.
15:25 Ya mediaba la mañana cuando lo crucificaron.
15:26 La inscripción que indicaba la causa de su condena decía: "El rey de los judíos".
15:27 Con él crucificaron a dos bandidos, uno a su derecha y el otro a su izquierda.
S. Lucas
23:26 Cuando lo llevaban, detuvieron a un tal Simón de Cirene, que volvía del campo, y lo cargaron con la cruz, para que la llevara detrás de Jesús. […]
23:33 Cuando llegaron al lugar llamado "del Cráneo", lo crucificaron junto con los malhechores, uno a su derecha y el otro a su izquierda.
23:34 Jesús decía: "Padre, perdónalos, porque no saben lo que hacen". Después se repartieron sus vestiduras, sorteándolas entre ellos.
S. Juan
19:17 Jesús, cargando sobre sí la cruz, salió de la ciudad para dirigirse al lugar llamado "del Cráneo", en hebreo, "Gólgota".
19:18 Allí lo crucificaron; y con él a otros dos, uno a cada lado y Jesús en el medio.
19:19 Pilatos redactó una inscripción que decía: "Jesús el Nazareno, rey de los judíos", y la hizo poner sobre la cruz.
19:20 Muchos judíos leyeron esta inscripción, porque el lugar donde Jesús fue crucificado quedaba cerca de la ciudad y la inscripción estaba en hebreo, latín y griego. […]
19:23 Después que los soldados crucificaron a Jesús, tomaron sus vestiduras y las dividieron en cuatro partes, una para cada uno. Tomaron también la túnica, y como no tenía costura, porque estaba hecha de una sola pieza de arriba abajo,
19:24 se dijeron entre sí: "No la rompamos. Vamos a sortearla, para ver a quién le toca". Así se cumplió la Escritura que dice:
Se repartieron mis vestiduras y sortearon mi túnica.
Esto fue lo que hicieron los soldados. […]
19:33 Cuando llegaron a él, al ver que ya estaba muerto, no le quebraron las piernas,
19:34 sino que uno de los soldados le atravesó el costado con la lanza, y en seguida brotó sangre y agua. […]
S. Mateo
27:32 Al salir, se encontraron con un hombre de Cirene, llamado Simón, y lo obligaron a llevar la cruz.
27:33 Cuando llegaron al lugar llamado Gólgota, que significa "lugar del Cráneo",
27:34 le dieron de beber vino con hiel. Él lo probó, pero no quiso tomarlo.
27:35 Después de crucificarlo, los soldados sortearon sus vestiduras y se las repartieron;
27:36 y sentándose allí, se quedaron para custodiarlo.
27:37 Colocaron sobre su cabeza una inscripción con el motivo de su condena: "Este es Jesús, el rey de los judíos".
27:38 Al mismo tiempo, fueron crucificados con él dos bandidos, uno a su derecha y el otro a su izquierda.


“Optio desnudando a Jesús” es el personaje que irá más próximo a la imagen principal del Santísimo Cristo de la Misericordia en su crucifixión, imagen de Jesús despojado de sus vestiduras realizada por D. Antonio Joaquín Dubé de Luque en 2009.


“Optio desnudando a Jesús” se presentó, por un servidor, el pasado sábado día 14 de julio de 2012, durante la misa de hermandad y hoy paso a presentarla de forma general en este medio.

Se trata de una escultura de madera de cedro real, policromada y de talla completa, incluido casco coolus y coraza o lorica musculata, exceptuando la guarnicionería propia de la indumentaria de los legionarios romanos y lo que serían sus ropas, túnica y capa, en las que se ha cuidado que la indumentaria de este optio, suboficial de las legiones romanas que se colocaba a la derecha de una centuria, guarde verosimilitud con las que portaban estos cuando iban a caballo, por lo que luce una lorica musculata articulada en la cintura, que basculaba al sentarse en su montura resultando cómoda y practica en esta situación, armado a su vez con Gladius y bastón o pértiga de mando, que usaba para trasmitir las ordenes que él recibía del centurión, de forma visible para todos sus subordinados. Su casco, cassis coolus va rematado con cimera en sentido sagital y penacho de plumas, en un intento de no disentir en demasía con los gustos existentes en el arte cofrade pero con una peculiaridad que si se mostraban los penachos de crin que portaban realmente, es bicolor.



Esto se realizaba para que éste, mando intermedio, fuese identificado como tal y no confundido con otros mandos superiores que también portaban cimera sagital de color uniforme. Según los escritos que llegan a nuestros días sobre esta uniformidad de las legiones romanas, los penachos de pluma o crin, según correspondiera a su rango, iban de color rojo para de tropa, pasando por el blanco de los oficiales y llegando a plumas de color dorado para pretores y grandes mandos. Por lo tanto nuestro optio debería llevar este plumaje denostando que era un mando intermedio entre tropa y oficiales luciendo los colores blanco y rojo.


Dentro del grupo escultórico se pretenden representar los distintos grados que existían dentro de una centuria, desde los auxilias pertenecientes a pueblos extranjeros que se incorporaban a las filas romanas y que casi exclusivamente ejercían labores de intendencia y apoyo logístico, personaje que habitualmente se conoce en el mundo cofrade como sayón, pasando por los hastatos, que correspondería en nuestros días a la infantería pesada, llegando hasta los mandos que obligadamente tenían que estar presentes en las distintas labores que realizaban en campañas, incursiones etc.: el abanderado, llamado por entonces  signifer, portador de una insignia llamada vexilla, el optio que nos ocupa y el centurión. Todos ellos llevarán la vestimenta propia de su rango portando loricas distintas, con lo que se huye del aspecto cargado de una uniformidad homogénea, jugando así con los distintos coloridos y formas de estas, marcando un efecto visual más heterogéneo a pesar de que todo lo que aparece sobre el paso son los militares, los únicos que acompañaban a Jesús en el Gólgota hasta su muerte.





Siguiendo con la escultura, “Optio desnudando a Jesús”,  queda explicar sus características artísticas. Como ya decía al principio es, una escultura de madera de cedro real policromada y de talla completa exceptuando la guarnicionería propia de la indumentaria de los legionarios romanos y lo que serían sus ropas, esta guarnicionería la ha realizado D. Eduardo Tejera Del Castillo, y la ropa Dª. Dolores Plaza Carrero, mi madre con sus 74 años, todo un orgullo para mí.



 
Como se aprecia en las imágenes no se trata de una obra hiperrealista, es algo que se encuentra entre el neobarroco realizado desde mediados del S.XIX y el hiperrealismo de este  siglo, S. XXI, intentando ocupar así ese espacio de transición técnica que debería haber existido dentro de la escultura religiosa y que últimamente se atisba tímidamente en la obra de otros artistas actuales sin llegar a ser tan evidente como en esta obra, con lo que se consigue una renovación y absoluta innovación artística dentro del arte sacro-procesional.
La policromía es totalmente novedosa en la imaginería y escultura en general. Se trata de pinturas amasadas directamente por mí, teniendo como base el nitrato de celulosa obtenido del algodón, usado tanto en la base de aplicación, como  en la aglutinación de los pigmentos usados para la policromía y en el barnizado de acabado final. Esta policromía es el resultado de muchos años de estudio significativo de nuevos materiales, de muchas pruebas y ensayos que me han llevado a perfeccionar esta técnica de policromía con la que se obtienen resultados similares a los que conseguidos por medio de la policromía al oleo, aparte de poder realizar texturas y efectos hiperrealistas al ser convenientemente tratados , consiguiendo  efectos de brillos y mates que van desde los brillos de cristal  o mojado a los mates terrosos pasando por satinados aterciopelados y suaves. También  se obtienen transparencias y veladuras que ayudan a conseguir esos efectos hiperrealistas sobre todo en las encarnaduras, en las que aplicando varias capas, 7 en el caso del optio, he llegado a obtener el efecto de apariencia de piel humana. Por otra parte esta técnica es muy resistente a los agentes atmosféricos, protegiendo fuertemente la madera, soporte de la obra.
Por su proximidad a la imagen protagonista de la escena representada con el grupo escultórico, la realizada por D. Antonio Joaquín Dubé de Luque, el Santísimo Cristo de la Misericordia en su crucifixión, yo la considero mas que una imagen secundaria, obviedad dentro de la religión que profesamos, como una imagen complementaria, ya que explica claramente el contexto en que se encuentra Jesús, siendo desnudado en ese mismo instante para su posterior ejecución. Pienso que en este caso no se entendería claramente  la imagen que presenta Jesús sin este personaje, un legionario lleno de agresividad y falto de todo respeto por unas creencias religiosas que no existían en ese momento, ya que da, de forma bastante explicita, una patada a la cruz que porta la próxima obra para de este grupo ya en ejecución, Simón de Cirene,  e irreverencia ante Jesús al señalarse como Rey de los judíos,  algo que  el imperio romano entendía como un atentado a su integridad y fortaleza, en definitiva para él, el Optio, no era mas que  el ajusticiamiento  de otro terrorista .




La postura y movimiento que presenta el optio desnudando a Jesús, es amplia y fuertemente inclinada hacia delante por lo que su peana, que imita la piedra de pizarra tanto en sus formas como policromía, esta realizada de madera maciza para aumentar su peso y bajar su centro de gravedad. Sobre esta peana aparece una piedra o roca del mismo material con forma de calavera invertida, que aparte de ejercer una labor estructural tiene su labor comunicadora dentro del contexto del grupo escultórico, ya que nos indica o da sentido al lugar que mencionan los evangelios como lugar de ejecución de Jesús, el Gólgota, que en arameo significa: lugar de la calavera. Bajo esta piedra aparece un lagarto, que si bien no tiene un sentido evocador, religioso o alegórico, si nos hace situar la escena dentro de la naturaleza propia de un monte. Este legionario también presenta dos cicatrices, una en bíceps derecho y otra en la muñeca izquierda que le acreditan como guerrero.



Con esta extensa explicación espero que quede justamente presentado y claro  quien es este personaje, porqué se encuentra dentro de este grupo escultórico o misterio procesional y que sentido tiene cada detalle que presenta, artísticamente, históricamente y religiosamente.

Texto: Fernando Manuel Del Toro Plaza. Imágenes: Francisco Rueda de la Rosa.



Cruz para la obra: "Simón de Cirene levantando la Cruz"


Introducción.
Me gustaría presentaos, a modo de anticipo, la primera parte de la obra: “Simón de Cirene levantando la cruz”, correspondiente al  Proyecto para la finalización del grupo escultórico procesional del titular de la Hermandad y Cofradía de nazarenos del Santísimo Cristo de la Misericordia en su crucifixión y María Santísima de los Ángeles (Almería). Esta imagen es la que me ocupa actualmente y sería la segunda en ejecución para este proyecto que pretende salir en procesión, Dios mediante, el próximo Domingo de Ramos, 24 de Marzo de 2013.

Presentación.

La obra de “Simón de Cirene levantando la cruz”, está resultando una obra muy emotiva para mí por motivos muy personales y que en su momento desvelaré. Artísticamente sigue la misma línea de la ya presentada “Optio desnudando a Jesús”, una obra que sigue un eclecticismo entre el neobarroco y el hiperrealismo acercándose mucho más a este último estilo.

Será una representación cercana, de amplia amabilidad, la imagen de un hombre que se encuentra en una situación marcadamente confusa, con incertidumbre en su rostro y mucha serenidad ante los acontecimientos que está viviendo, sin dejar de ser misericorde con la persona que le precede y que verdaderamente es quien está soportando el suplicio de un castigo injusto y desmedido, Jesús.  

La primera fase de esta obra ha sido la cruz que porta ya que ella es la que sirve, como ya es sabido por la maqueta del proyecto, de nexo de unión entre la parte delantera y trasera del conjunto escultórico, como lo es también en el contexto de la representación espiritual de la escena, ya que une la imagen de Jesús junto al Optio con Simón de Cirene como escena central y representativa en tanto que Jesús representa la Misericordia divina perdonando los errores y pecados de aquellos que le rodean, el optio representa esos errores y toda la injusticia humana y Simón de Cirene está representando esa misericordiosa que Jesús nos pedía a nosotros y predicaba tanto con la palabra como con sus hechos.

Técnicamente también es necesaria la cruz para poder realizar con verosimilitud la imagen de Simón de Cirene, ya que debido a la forma tan particular en la que la carga, la longitud de la misma y esa necesidad de unirse a las otras dos imágenes, es la que marcará las directrices de la flexión de las piernas, curvatura de la espalda  y posición de los brazos de Simón de Cirene.

La Cruz.



La cruz es una cruz rustica, arbórea, representada por dos troncos que se cruzan y ensamblan entre sí por la técnica de carpintería conocida como: a medias maderas.



La cruz tiene gran presencia, mide 350cm. de largo por 208cm. de ancho y 14cm. de diámetro. Por su realismo parece muy pesada, sin embargo solo pesa 16800g. algo más de 16 kilos y medio, siendo menor en 255g. de lo esperado, ya que en el informe al respecto del proyecto, se estimó en 17055g.



Está realizada en cedro real tallado y policromado por el mismo método que el resto del grupo escultórico.



Estos dos troncos, como se aprecia en el recorrido fotográfico por la cruz, están realizados siguiendo los mismos criterios estilístico que el resto del grupo escultórico, por lo que su aspecto es muy realista huyendo en su superficie de las representaciones clásicas de las cruces arbóreas, mostrando gran variedad de relieves y formas en la corteza de estos troncos que asemejan los de las acacias. 


En ellos se aprecia desde lo que sería el nacimiento del árbol con sus hijuelos arrancados, hasta ramas desgajadas y cortadas en distintos momentos de la vida del mismo, y el método con que han sido cortadas: a sierra, con varios golpes de hacha, de un solo golpe limpio, incluso un ataque de termita en la zona donde se aprecian los hijuelos que también se muestra en su testa correspondiente, donde incluso podemos ver el corte irregular y la rotura al haber sido cortado el árbol. También se muestra en este recorrido el método de ensamble, simple y rápido, sin ambigüedades estilísticas, como ya decía anteriormente, a medias maderas y sujeto por un solo clavo.

En su policromía se aprecian las tonalidades que muestran las acacias, rojizo en el fondo, pasando a color tabaco y llegando a las tonalidades propias de la cara norte y sur del árbol, con tonos verdosos en la norte, propios de la humedad, el musgo y la falta de sol, y grisáceos en la sur precisamente por todo lo contrario, mostrando un aspecto seco y polvoriento. En los nudos y testas se aprecian los anillos anuales y las distintas tonalidades propias de la madera, más oscuras en su corazón y claras en la albura, llegando al rojizo de la corteza.

Texto e imágenes: Fernando Manuel Del Toro Plaza. 




"Simón de Cirene levantando la Cruz"



La presentación de esta obra en la Iglesia Parroquial de Santa María de los Ángeles (Almería), se realizó el  día 16 de Marzo de 2013.

Con este acto se culminó todo el trabajo referente a esta imagen, que procesionará por primera vez el Domingo de Ramos día 24 de marzo de 2013, junto al Cristo de laMisericordia y el Optio que lo va desnudando.


En este enlace podreis leer como  se desarrollo dicho acto:



http://hermandadlosangeles.blogspot.com.es/2013/03/el-16-de-marzo-de-2013-las-19-horastuvo.html




La obra de “Simón de Cirene levantando la cruz”, como ya anticipé con la presentación de su Cruz en este blog, ha resultando una obra muy emotiva para mí por motivos muy personales y que ahora desvelaré.
Artísticamente sigue la misma línea de la ya presentada “Optio desnudando a Jesús”, una obra que sigue un eclecticismo entre el neobarroco y el hiperrealismo acercándose mucho más a este último estilo.
Es una representación cercana, de amplia amabilidad, la imagen de un hombre que se encuentra en una situación marcadamente confusa, con incertidumbre en su rostro y mucha serenidad ante los acontecimientos que está viviendo, sin dejar de ser misericorde con la persona que le precede y que verdaderamente es quien está soportando el suplicio de un castigo injusto y desmedido, Jesús. 
La primera fase de esta obra ha sido la cruz que porta ya que ella es la que sirve, como ya es sabido por la maqueta del proyecto, de nexo de unión entre la parte delantera y trasera del conjunto escultórico, como lo es también en el contexto de la representación espiritual de la escena, al unir la imagen de Jesús junto al Optio con Simón de Cirene como escena central y representativa. En tanto que Jesús representa la Misericordia divina perdonando los errores y pecados de aquellos que le rodean, el optio representa esos errores junto a toda la injusticia humana y Simón de Cirene está representando esa misericordiosa y compasión que Jesús nos pidió a nosotros y predicaba tanto con la palabra como con sus hechos.
Como modelo para el rostro de Simón de Cirene he escogido el rostro de una persona muy importante para mí y toda mí familia. Es el rostro de mí cuñado Antonio.
Antonio murió hizo 10 años en Febrero tras una muy larga y tediosa enfermedad a los 44 años.
El fue un buen y gran hombre, una persona que, yo pienso, debía ser homenajeada de alguna forma por una trayectoria humana intachable.
Este hecho, este homenaje, no quedó solamente a mí libre albedrío, fue una cuestión de la que se informó tanto a la hermandad como al Obispado de Almería por medio  de su Vicario General Ilmo. D. Tomas Cano Rodrigo y el Secretario Diocesano de Patrimonio Don Francisco Fernández Lao, quienes aprobaron y consideraron que era justa esta representación.
Su historia a grandes rasgos es bien sencilla.
Él era un joven lleno de vida, con grandes sueños, altruista y desinteresado. Extremeño enamorado de su tierra y de su vecina Andalucía.
Entre los propósitos que entrañaba su mente juvenil, entraba la donación de órganos, pero a sus 17 años se manifestó una diabetes mellitus de tipo I (también conocida como diabetes juvenil o diabetes mellitus insulinodependiente) en su cuerpo por medio de un coma que lo hospitalizó.
Luchó con y contra su enfermedad haciendo que los demás no llegáramos  a percibir como se iba deteriorando a pasos agigantados a pesar de seguir sus tratamientos, quitándole hierro, mirando siempre con optimismo todo lo que le rodeaba y disfrutándolo todo a tope. Manteniéndose siempre activo, amando su mayor afición, la pesca, el monte y los pantanos, arrastrándonos a todos a seguirle por sus senderos y a amar junto a él la naturaleza. Trabajando sin descanso por y para su mujer y su hijo, un gran profesional de la electricidad, ingeniero técnico, estuvo trabajando por gran parte de España en grandes proyectos energéticos, pero en cuanto tenía unos días volvía, siempre volvía…
Pero su enfermedad no perdonó nunca tanta bondad, tanta vida, y lo fue destruyendo físicamente hasta el punto de dar la vuelta a todas sus ilusiones, pero sobre todo a una: ser donante de órganos; y pasó a esperar un doble trasplante, de riñones y páncreas. Se entiende que ya es complicado recibir un solo trasplante, así que como no iba a ser complicado recibir 2. Pero el no perdió la esperanza de ello en ningún momento, y desarrolló otro nuevo interés, revertió el primero en el segundo, y sus palabras aun las oigo:
-          Ya no puedo ser donante de órganos porque me lo impide mí enfermedad, pero puedo seguir donando todo mí cuerpo a la ciencia para que se aprenda más de mí para su curación.
Y así sucedió. Su enfermedad pudo con su cuerpo pero nunca pudo con su espíritu.
Por eso es una obra que significa mucho para mí. Por eso ha resultado todo muy emotivo y cargado de sentimientos, porque Antonio es y fue Simón de Cirene, y así queda constancia de ello en el interior de la imagen por medio de las palabras de su esposa, mi hermana, y su hijo con un  texto encerrado en una probeta de cristal.


Ahora os presento por medio de unas imágenes  cual ha sido el resultado final de esta obra. 



Vista del conjunto con su ropa. 
Se ha usado un tipo de tela que da la sensación de ser tallada sobre la 
misma, efecto conseguido debido a la anatomización total 
de la imagen huyendo de  los volúmenes generales.


No solo se ha trabajado lo que se ve, también lo que no se ve. 
Claramente se aprecia el esfuerzo en su postura, 
con una posición de empuje hacia arriba.


Detalle del torso. los abdominales trabajan de forma asimétrica, 
ya que la carga está desplazada con respecto del eje del cuerpo.


Torso vista casi frontal.


Perfil.


Detalle de la policromía de la espalda. Refleja los efectos de la carga de la cruz.


Rostro, perfil derecho.Se aprecia claramente como cae el sudor
 por su frente hasta caer por la nariz.
Perfil izquierdo. una lágrima rueda por su mejilla y se inunda 
de las mismas el parpado inferior.


Unas manos, más que grandes robustas que controlan el movimiento de la cruz.


Calzas con sandalias rusticas y muy usadas, como usaría todo 
aquel que llega de trabajar del campo. El suelo emula un camino 
de pizarra en el que quedan grandes huecos en los que se ve la tierra.

Su mirada.



Sus orígenes.


Su título.
Un recuerdo frente a él.
Quiero hacer participe de mí agradecimiento a Tejidos Pepe Navarro quien de forma totalmente altruista ha donado la tela para sus vestiduras,  a mi gran amigo el maestro guarnicionero Eduardo Tejera del Castillo quien ha confeccionado bajo mis propios diseños las muñequeras y sandalias aportando también de forma altruista tanto los materiales como su elaboración y como no a mi madre Dolores Plaza Carrero quien ha confeccionado las vestiduras.


video

Bonito y emocionante detalle de la procesión del Cristo de la Misericordia, en el que su capataz y costaleros dedican una levantá a la memoria de Antonio, el Cirineo.

Texto, fotos y vídeo: Fernando Manuel Del Toro Plaza.

1 comentario:

  1. Muy buenas,soy Sergio Fernández tengo 25 años vivo en Almería por curiosidas he ido indagando sobre usted,he dado con su blog y he quedado impresionado de la realización de las tallas,como cuida y como mima la elaboración y cuidado y detalle de las mismas una gran admiración siempre sera mi sueño ser imaginero y al ver como disfruta de su realización sus detalles es increible de verdad... una calidad extrema... le pido al señor que le de muchisima salud para que siga así y mime como a un niño chico esas grandísimas obras que realiza y sefuirá realizando y su cuñado claro está lo llevará siempre en un altar formando parte de usted la grandísima obra realizada con el emotivo omenage hacia el un abrazo muy fuerte con Dios y muchisima suerte.

    ResponderEliminar